Buscan reproducción de la guacamaya roja en la zona de Los Tuxtlas

- en Carrusel, Municipios Sur
- Con el programa de reintroducción de estas aves, ya se comienzan a ver las primeras parejas para anidar.

Con el programa de reintroducción de las guacamayas rojas a la zona de Los Tuxtlas, se busca ahora la reproducción de estas aves en cautiverio, por lo que ya se comienzan a ver las primeras parejas para anidar, pero aquí se pide la colaboración de la ciudadanía para evitar su captura y que pasen a formar parte del tráfico de fauna silvestre que se sigue dando en la región, precisó Carlos Manuel Rodríguez Mouriño, Director de la reserva ecológica Nanciyaga.

“Estamos esperando a que empiecen a hacer sus anidaciones, las que aniden aquí serán cien por ciento tuxtlecas y estarían acostumbradas a nuestra región, a comer de nuestros árboles, nuestros frutos de la zona.

Las guacamayas andan en grupos, pero cuando ya empiezan a andar en pareja, empiezan lo que sería la conformación de la familia, el llamado a la población a que evite capturarlas y que si sabe que alguien la capturó que denuncien ante PROFEPA, y evitar que caigamos en las garras del tráfico de fauna silvestre”, dijo.

Manifestó que la primera reintroducción de estas aves exóticas fue en el año 2013 y actualmente existen un promedio de 70 guacamayas que sobrevuelan por toda la región, formando parte de un patrimonio natural de la humanidad que mantiene la reserva de la Biosfera de Los Tuxtlas.

“El proyecto empezó en el 2013 con los primeros ejemplares,  se han estado haciendo varias liberaciones y esperamos que a finales de este año nos llegue otro grupo de guacamayas para liberarlas.

En estado de libertad no debe de haber menos de 70 guacamayas, han estado diseminándose en sus vuelos, han llegado a Hueyapan de Ocampo, La Costa, Sontecomapan, El Manglar, Lerdo de Tejada, Ángel R. Cabada, la parte cercana a la comunidad de Miguen Hidalgo y Benito Juárez”, sostuvo.

Comunicó que dentro de la reserva de la Biosfera de Los Tuxtlas se cuentan actualmente con un promedio de 500 especies de aves, un potencial para llevar a cabo “el aviturismo”, por lo que ya se encuentran trabajando con un grupo de personas capacitadas por parte de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas.

“Estamos esperando a dar el siguiente salto porque consideramos que contamos con guías capacitados especializados en aves. Tenemos todo para el aviturismo, hospedaje, guías, atractivos para el turismo internacional que podría estar generando una gran derrama económica.

Si tardamos cuarenta años viendo una guacamaya volando entre la selva hay que conservarla, llevamos platicas de concientización en escuelas, explicándoles lo que son las guacamayas y la importancia de su cuidado”, finalizó.

 

 

Presencia Noticias | Armando Azamar | Catemaco, Ver.