Emiten alerta amarilla en costas de Oaxaca por depresión tropical

- en Carrusel, Nacional

El gobierno de Oaxaca, a través de la Coordinación de Protección Civil, emitió la alerta amarilla para el sur de las costas del estado por la depresión tropical “2-E”, que genera tormentas torrenciales superiores a 250 milímetros.

En un comunicado, destacó que de acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional, el sistema en el Océano Pacífico se localiza al sur de las costas de esa entidad sureña  y sus desprendimientos nubosos provocan lluvias torrenciales.

Para la zona costera se prevé oleaje elevado de tres a cuatro metros de altura, por lo que se exhorta a la población atender las recomendaciones de la Capitanía de Puerto, de la Secretaría de Marina Armada de México y autoridades de protección civil.

Indicó que las dependencias del gobierno Federal y Estatal se mantienen en vigilancia continua de su trayecto y evolución, por lo que emiten algunas recomendaciones en caso de lluvias como no estacionar vehículos ni acampar en cauces secos, ni a orillas de los ríos para evitar ser sorprendido por una súbita crecida del agua o por una riada.

Además sugieren retirar automóviles de zonas en las que se puedan producir balsas, así como de garajes susceptibles de inundarse; evitar los desplazamientos en coche, si tiene que viajar, circular preferentemente por carreteras principales y autopistas y si se tienen problemas de visibilidad, estacionarse en un lugar seguro.

Retirar los objetos que puedan ser arrastrados por el agua, sobre todo los productos peligrosos que pueden ocasionar contaminaciones, revisar el estado de desagües próximos.

En caso de emergencias, es necesario alejarse de ríos, torrentes, puentes y zonas susceptibles de inundación y tener la precaución de no atravesar una zona inundada, ni a pie ni en coche, la fuerza del agua podría arrastrarle.

Refiere que si el coche se atasca por el agua en la carretera, apagar las luces y abandonarlo, alejarse de las zonas bajas de laderas y colinas, por el riesgo de avalanchas de agua, piedras y lodo que pueden producirse en esas áreas.

Si llegara a producirse una inundación en la vivienda, abandonar los sótanos y plantas bajas de los inmuebles, y si se abandona la vivienda, desconectar la electricidad y cierre el gas y el agua. Dejar una nota que indique dónde va a estar alojado.

Finalmente, procurar dirigirse a los puntos más altos evitando la zona susceptible de inundación y manténgase permanentemente informado a través de la radio o de otros medios de comunicación sobre las predicciones meteorológicas y el estado de la situación.

 

 

Fuente: Notimex