Alertan a prevenir intoxicaciones por plaquitas repelentes de moscos

- en Tecnociencia

La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Coepris), hace un llamado a la población a prevenir las intoxicaciones por el uso inadecuado de las plaquitas repelentes de moscos, ya que pueden provocar daños crónicos como alergias y neumonías.

Explica que estos repelentes deben de emplearse como lo señalan las indicaciones de la caja, es decir, colocarse, cerrar el lugar y después de un rato ventilar el espacio para no intoxicarse.

Destaca que es común que se coloquen y enciendan durante toda la noche en lugares cerrados y no ventilados, lo que genera que por el largo tiempo de exposición durante muchos días o meses, esta sustancia se acumule en el organismo y desencadene daños crónicos.

De ahí la importancia de no dormir con ellas encendidas o conectadas a la corriente eléctrica, ya que estas placas se componen de una serie de reactivos llamados piretroides, sustancia que ocupa el primer lugar en la entidad en causa de intoxicaciones por plaguicidas y que permiten si se usan correctamente la inmovilización de los insectos.

Por ello, en caso de usarse se recomienda que se ventile el área para evitar las intoxicaciones por plaguicidas, pues estar expuesto a un prolongado periodo de tiempo a los piretroides, puede provocar dolor de cabeza, mareos, lagrimeo de ojos, escurrimiento de nariz y en personas que tengan algún padecimiento respiratorio, agravarlo.

Este y otro tipo de insecticidas pueden incluso penetrarse en la piel y ropa, por lo que la aplicación se estos productos debe ser con estricto cuidado, sobre todo en niños que son susceptibles a generar alergias y cuadros de intoxicación más severos que los puede llevar hasta la muerte, por ello nunca estos aparatos deben estar cercanos a camas o cunas.

 

 

Fuente: MiMorelia