Hallar agua en Ruanda es un reto mortal por sequía: se disparan ataques de cocodrilo

- en El Mundo
En las últimas semanas al menos 7 personas han muerto por ataques de cocodrilos en las orillas del río Nyabarongo, donde se desplazaron en busca de agua a causa de la escasez

Al menos siete personas han muerto este mes en Ruanda por ataques de cocodrilos en las orillas del río Nyabarongo, donde se desplazaron en busca de agua a causa de la escasez que afecta a diferentes zonas del país, informó hoy el Gobierno.

Se teme que la cifra aumente a medida que se prolongue la sequía.

Este río, principal fuente de agua para los ruandesesdurante las épocas de sequía, fluye por distritos de la capital, Kigali, como Karongi y Nyarugenge, donde vivían la mayoría de las víctimas.

A raíz de estos sucesos, las autoridades locales aprobaron una directriz que prohíbe el uso del Nyabarongo, con el objetivo de reducir el número de muertes.

La gobernadora de la provincia del Sur, Marie Rose Mureshyankwano, de donde procedían algunos de los fallecidos, lamentó la “gran pérdida” de vidas humanas causada por los cocodrilos y aseguró que el Gobierno ha dedicado “enormes esfuerzos y recursos” para mejorar el acceso al agua potable limpia.

Algunas partes de Ruanda, especialmente en el este, son proclives a sufrir sequías.

En 2016 más de 100 mil familias padecieron hambruna debido a la falta de agua, que se tradujo en una pobre cosecha y en la muerte de numerosas cabezas de ganado.

 

 

Fuente: Excelsior.