Asesinan a testigos del caso en contra del ex Gobernador de Tamaulipas

- en Nota Roja

De los cinco testigos y denunciantes del juicio por peculado y lavado de dinero en contra del ex gobernador de Tamaulipas Eugenio Hernández, dos fueron asesinados en 2016, uno de ellos después de ser amenazado de muerte, uno se suicidó en mayo de 2014, seis meses después de delatarlo, y otro más fue “levantado” y está desaparecido desde hace un año.

De acuerdo con publicación que realiza el diario Reforma, el único testigo vivo es Feliciano Reyes Pérez, un activista de 82 años, quien el 31 de enero de 2005 presentó la denuncia que apenas el 6 de octubre tuvo como consecuencia la captura de Hernández.

Refiere que a pesar de que las acusaciones no serán ratificadas ante el juez, la carencia de testigos no significa que en automático el ex Gobernador vaya a quedar libre, pues está sujeto a un juicio de extradición a Estados Unidos por lavado y fraude bancario.

Hay que recordar que el ex gobernador tamaulipeco está acusado de adquirir, mediante prestanombres y a precios subvaluados, mil 600 hectáreas de la zona portuaria de Altamira, que pertenecieron al patrimonio del Estado.

 

 

Fuente: Reforma