De la Guardia Nacional depende la 4T: López Obrador

- en Nacional
Durante el arranque del despliegue de la Guardia Nacional, el mandatario señaló que dicha institución estará en 150 regiones del país, que va a cubrir una primera etapa con 70 mil elementos.
Los secretarios de la Defensa Nacional, Cresencio Sandoval; de Marina, Rafael Ojeda; y de Seguridad Pública, Alfonso Durazo; advirtieron de la 'alta expectativa' puesta en la Guardia Nacional.

El presidente Andrés Manuel López Obrador encabezó ayer el arranque del despliegue de la Guardia Nacional en todo el país.

En el evento en el Campo Marte que reunió a 10 mil elementos, reconoció que no ha habido avances en seguridad. “Tenemos como pendiente resolver el grave problema de la inseguridad y la violencia, ahí no podemos decir que se ha avanzado, ahí prevalecen las mismas condiciones que heredamos de los gobiernos anteriores”, señaló.

Pero les dijo: “Creo en ustedes, sé que no van a defraudar al pueblo de México”, y les pidió que “no olviden que del trabajo de ustedes va a depender mucho el que llevemos a cabo entre todos los mexicanos la cuarta transformación”.

El presidente Andrés Manuel López Obrador encabezó ayer el arranque del despliegue de la Guardia Nacional en todo el país.

En el evento en el Campo Marte que reunió a 10 mil elementos, reconoció que no ha habido avances en seguridad. “Tenemos como pendiente resolver el grave problema de la inseguridad y la violencia, ahí no podemos decir que se ha avanzado, ahí prevalecen las mismas condiciones que heredamos de los gobiernos anteriores”, señaló.

Pero les dijo: “Creo en ustedes, sé que no van a defraudar al pueblo de México”, y les pidió que “no olviden que del trabajo de ustedes va a depender mucho el que llevemos a cabo entre todos los mexicanos la cuarta transformación”.

El mandatario agregó que “la Guardia Nacional va a estar en 150 regiones del país, que va a cubrir una primera etapa todo el territorio nacional con 70 mil elementos y poco a poco va a ir creciendo porque vamos a cubrir 266 regiones con 150 mil elementos”.

En su calidad de comandante supremo de las Fuerzas Armadas, López Obrador dio órdenes puntuales a los elementos:

“Que actúen con honradez, con honestidad, que piensen que es mejor heredar a los hijos pobreza que deshonra. Nosotros vamos a procurar que tengan buenos ingresos, que reciban salarios justos, con todas las prestaciones sociales, porque la tarea de ustedes es fundamental”.

El jefe del Ejecutivo instruyó a los miembros de la Guardia Nacional a conducirse con disciplina y profesionalismo, y sin violar los derechos humanos, “No se trata de avasallar, de masacrar, de reprimir al pueblo”.

Reiteró la crítica a los sexenios anteriores por el uso de las Fuerzas Armadas. “En vez de atender esas causas que originaron la violencia, se optó únicamente por el uso de la fuerza”, reprochó.

Cuestionó que “se mantuvo en los momentos más difíciles, de mayor violencia, una ambigüedad doble: por un lado se impedía legalmente en la Constitución la participación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública y por otro lado se creó una institución, la Policía Federal, que se fue degradando”.

Luis Rodríguez Bucio, comandante de la Guardia Nacional, advirtió que se debe tener una “prudente administración de las expectativas a corto plazo, pero en el mediano y largo plazo las expectativas de la Guardia Nacional son del más alto nivel. Tenemos la misión que esta institución sea historia (sic) por contribuir de manera decisiva a la sociedad y que vea cumplido su más grande anhelo vivir en un país con paz y seguridad”.

Explicó que “no habrá descanso, no habrá tregua y en concordancia con esto, trabajaremos hasta cumplir mandatos de la ley y las más sentidas demandas de la sociedad”.

“Pondré, en tan importante tarea, mi mejor esfuerzo, dedicación y compromiso. Es un hecho histórico. La Guardia Nacional será la más grande institución de seguridad pública creada en la historia de México”, añadió.

El presidente aseguró que la economía y la política están bien en el país, pero que el pendiente es la seguridad. “Está bien la economía, vamos bien en política, se está llevando a cabo la cuarta transformación. No se tolera la corrupción, no se tolera la impunidad. Se está aplicando el programa de bienestar más importante que se haya realizado en la historia de México. Están llegando las ayudas a los mexicanos y sobre todo a la gente más humilde, a la gente más pobre”.

Los secretarios de la Defensa Nacional, Cresencio Sandoval; de Marina, Rafael Ojeda, y de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, advirtieron de la “alta expectativa” puesta en la Guardia Nacional para pacificar al país.

“Millones de mexicanos tenemos puestas en ustedes la esperanza de vivir en paz, están llamados a hacer época, a despertar admiración y reconocimiento social. A partir de hoy (ayer) serán motivo de tranquilidad y paz para todo un país”, dijo Durazo.

Aseguró que las pasadas administraciones dejaron el país en medio de un “sálvese quien pueda” y destacó que las nuevas generaciones de mexicanos no saben lo que es la paz.

“La inseguridad se dejó avanzar a niveles de emergencia y heredamos instituciones insuficientes, impregnadas de inseguridad”, agregó.

Durazo fue uno de los cinco oradores durante la ceremonia denominada Despliegue por la Paz, que sirvió para el abanderamiento de la Guardia Nacional que, a partir de este lunes, con 70 mil efectivos, inicia labores en 150 regiones de mayor violencia en el país.

Ante el presidente López Obrador y miembros de su gabinete, así como gobernadores y la cúpula de los Poderes Legislativo y Judicial, Durazo consideró que la inseguridad sí tiene remedio.

Advirtió que está cercano el día en que los mexicanos podremos vivir en paz. “Cantaremos victoria”, dijo y añadió: “No pueden fallar, cuando lo hayan logrado estaremos en una deuda histórica con su generosidad, compromiso y entrega a la patria”.

Los titulares de Sedena y Marina hicieron un pronunciamiento conjunto en el que advirtieron que “el compromiso adquirido es grande, al igual que la expectativa sobre los resultados de la Guardia Nacional”.

Pero advirtieron a los miembros de la Guardia Nacional que deben sentirse honrados y tener la seguridad de que recibirán del Estado todo el apoyo para realizar sus labores en materia de seguridad pública.

Advirtieron que la seguridad pública “la debemos reconstruir” a través de una suma de esfuerzos donde participen, de forma sincronizada y en forma eficaz, las instituciones, los tres órdenes de Gobierno y la sociedad en su conjunto.