Hábitos que terminan con la potencia sexual masculina

- en Tecnociencia
El 79 por ciento de los hombres que padecen disfunción eréctil tienen problemas de sobrepeso.

Es cierto que perder una erección es más común entre personas mayores, pero los jóvenes podrían correr riesgo si continúan realizando los siguientes seis hábitos que, a la larga, resultan negativos y una causa de disfunción eréctil

1. Sobrepeso:
Se calcula que el 79 por ciento de los hombres que padecen disfunción eréctil tienen problemas de sobrepeso. La mala alimentación y la ausencia de deporte son los principales culpables de muchos problemas de erección.

Si un varón quiere dejar de tener problemas de erección, lo primero que debe hacer es practicar más deporte, comer más sano, adelgazar y ponerse más en forma. Dos alimentos recomendables para incrementar las erecciones son el aguacate y la sandía, puesto que ambos provocan efectos positivos en la circulación sanguínea.

2. Ansiedad:
La ansiedad también puede afectar a nuestra vida sexual. En el caso de los hombres se manifiesta de diferentes formas, pero las más habituales son la eyaculación precoz o la disfunción eréctil.

Tal y como señalan en CalmClinic, la razón probablemente resida en cómo cambia la propia libido debido a la sensación de angustia y preocupación. Cuando esto ocurre, es muy posible que un problema retroalimente a otro, puesto que la disfunción eréctil genera una mayor angustia y esta preocupación derive en más nervios y agobios en el próximo encuentro sexual.
3. Abuso del alcohol:
Beber en exceso aumenta enormemente el riesgo de padecer problemas sexuales. Un estudio realizado por los investigadores Bijil Simon Arackal y Vivek Benegal, detectó que en el 72 por ciento de los hombres que tienen diferentes problemas sexuales, entre los que destacaban la eyaculación precoz, el bajo deseo sexual y la disfunción eréctil, abusan del alcohol.

4. Abuso de las drogas y tabaco:
Según un estudio, el 66 por ciento de los consumidores de cocaína padecen problemas de erección. Una de las razones es que dicha sustancia disminuye la circulación de sangre por la zona pélvica, aspecto necesario para la erección. Por otro lado, el consumo de tabaco también tiene una influencia negativa, ya que el abuso de cigarrillos provoca daños en el sistema circulatorio, por lo que también se verá dificultado el proceso de erección al llegar la sangre al pene con mayor dificultad.
5. Consumo de soya:
La soya posee diversos elementos que son negativos para la libido masculina. La razón reside en que un excesivo consumo de esta legumbre puede disminuir los niveles de testosterona en sangre y esta hormona tiene una enorme influencia en el comportamiento sexual de los hombres.

6. Medicamentos:
Los antidepresivos pueden disminuir la libido y dificultar la eyaculación. Los diuréticos, medicamentos antihipertensivos, bajan la tensión de la sangre, por lo que también pueden dificultar que esta llegue al pene y, por tanto, generar problemas de erección.