VIDEO: Seguridad de Anaya destroza pancartas de protesta donde lo llaman “mentiroso” y “corrupto”

- en Carrusel, Nacional
En videos difundidos en redes sociales se muestra cómo supuestos miembros del equipo de seguridad de los aspirantes panistas se acercan a quienes portaban las pancartas, dirigen algunas palabras y los obligan a bajarlas.

La visita de Ricardo Anaya Cortés, precandidato de la coalición “Por México al Frente”, a Lagos de Moreno, Jalisco, no resultó como esperaba: ciudadanos lo llamaron “mentiroso” y le exigieron que aclarara su fortuna.

El panista arribó la noche de ayer a la Parroquia de la Asunción de Lagos de Moreno, donde decenas de personas protestaron con pancartas en las que se le acusaba de “mentiroso”, “traidor”, “corrupto” y “ratero”.

Mientras Ricardo Anaya celebraba un mitin afuera de la parroquia junto con Enrique Alfaro, precandidato a la gubernatura de Jalisco, personal de seguridad arrebató las pancartas a las personas que protestaban entre la multitud.

En videos difundidos en redes sociales se muestra cómo supuestos miembros del equipo de seguridad de los aspirantes se acercan a quienes portan las pancartas, dirigen algunas palabras y los obligan a bajarlas.

La protesta hacia el aspirante presidencial se da luego de que la revista Proceso diera a conocer que Ricardo Anaya formó parta de una triangulación de recursos a través dela Fundación por más Humanismo, que él mismo fundó en mayo de 2009.

De acuerdo con documentación oficial que obtuvo el medio, Anaya recibió en 2016, en la cuenta bancaria de la fundación, un depósito de un millón 650 mil pesos del empresario Abraham Jaik Villarreal, dueño de JV Construcciones Civiles con ese dineroadquirió un terreno donde construyó un edificio que, en 2016, vendió en 7 millones 854 mil pesos a la empresa Agacel Agregados y Asfaltos, copropiedad de Lorena Jiménez Salcedo, presidenta de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Querétaro y exsecretaria particular del gobernador panista Francisco Domínguez Servién.

El ex líder del Partido Acción Nacional (PAN) negó las acusaciones, que atribuyó a una “guerra sucia” emprendida por el Revolucionario Institucional (PRI).

“El PRI está desesperado y ya no sabe qué hacer para levantar la campaña en ruinas de su precandidato. La fundación que presidí jamás recibió recursos públicos y yo no obtuve ningún beneficio personal. Tienen miedo. No les creas a los del PRI”, escribió Anaya en su cuenta de Twitter.

 

 

Fuente: SinEmbargo.