Columna De los Ángeles a los Demonios| Columna De los Ángeles a los Demonios

- en Columnas
El 28 de agosto se celebra en nuestro país el día de los abuelos, conmemoración que tiene como propósito rendir homenaje a quienes dedican su tiempo, cuidados y cariño a la familia, pues a través de su ejemplo y experiencia transmiten valores, costumbres y tradiciones que nos forjan como personas y enriquecen nuestra identidad cultural.

Dra. Denisse de los Angeles Uribe Obregón

Magistrada del H.Tribunal Superior de Justicia

El 28 de agosto se celebra en nuestro país el día de los abuelos, conmemoración que tiene como propósito rendir homenaje a quienes dedican su tiempo, cuidados y cariño a la familia, pues a través de su ejemplo y experiencia transmiten valores, costumbres y tradiciones que nos forjan como personas y enriquecen nuestra identidad cultural.

Comúnmente la imagen de los abuelos es relacionada con personas de la tercera edad, sin embargo, de acuerdo con datos del Instituto Mexicano del Seguro Social la edad promedio en México es de cuarenta y cinco años; en virtud de lo anterior, este día festivo tiene como propósito reconocerlos a todos sin importar su edad.

El rol de los abuelos en la estructura familiar es fundamental, además de ser una guía moral, representan un soporte emocional, a través de sus consejos, paciencia y comprensión logran guiar con sensatez a la familia, convirtiéndose en un pilar fundamental para los hogares, sin embargo, su papel no siempre es reconocido, pues lamentablemente muchas veces son relegados, convirtiéndose en víctimas de discriminación y abandono, principalmente quienes se encuentran en edad avanzada.

De acuerdo con datos arrojados por la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica realizada por el INEGI en el año 2018, en México habitan 15.4 millones de personas mayores de 60 años, lo cual representa el 12.35% de la población total, desafortunadamente gran parte de este sector vive en situación de vulnerabilidad, sobre todos quienes no cuentan con una red familiar que se encuentre al pendiente de sus necesidades básicas.

La Organización Mundial de la Salud estima que uno de cada diez adultos mayores ha sido víctima de malos tratos y han experimentado diversas formas de discriminación, negación o vulneración de sus derechos humanos, generalmente por parte de miembros de su familia o personas con las que conviven de manera recurrente.

En nuestro país las cifras relacionadas con este tipo de violencia no son claras, debido a que las víctimas en la mayoría de los casos no denuncian por temor a represalias, toda vez que los agresores comúnmente pertenecen a su círculo más cercano.

La violencia no hace referencia únicamente al maltrato físico, también abarca agresiones psicológicas, patrimoniales, económicas y las demás señaladas por la Ley de las Personas Adultas Mayores promulgada en 2002 con la finalidad de proteger a este sector en contra de abusos, así como garantizar sus derechos humanos.

Este escenario nos conduce a reflexionar sobre la importancia de apoyar a los adultos mayores, quienes requieren de atención, comprensión y cuidados específicos que les permitan conservar su salud, por lo cual es prioritario evitar situaciones que afecten su estabilidad física y emocional.

La celebración del día de los abuelos debe motivarnos para hacer conciencia sobre lo afortunados que somos de poder contar con sus consejos, apoyo, cariño y sabiduría; ellos han cuidado de nosotros a lo largo de los años, ahora nos corresponde recompensar su afecto ocupándonos de su seguridad, felicidad y bienestar.

Aprovecho este espacio para felicitar a todos los abuelos, así como a quienes tienen la dicha de contar con sus consejos y cariño infinito. ¡Muchas felicidades!