«Los médicos me preguntan si es necesario que vaya tan rápido»

- en Deportes

Marc Márquez no imaginaba clasificarse sexto para la parrilla tras nueve meses de lesión y le responde a Mir diciendo que se tenía que buscar la vida.

Marc Márquez no imaginaba clasificarse sexto para la parrilla del GP de Portugal tras nueve meses de lesión y le responde a Mir diciendo que se tenía que buscar la vida.

-¿Cómo está el brazo?

-Peor, peor que ayer. El cuerpo te adaptas, pero el brazo se nota. Lo importante es que en la zona de fractura no tengo dolor, es más en la zona de los dedos, el antebrazo, la zona del codo, que es normal pues hace mucho tiempo que no hago estos movimientos y por eso estoy sufriendo un poquito más. Hoy me he levantado peor y me han dicho que mañana me tengo que levantar aún peor, pero bueno, eso sería lo natural, pero espero que haciendo un buen trabajo con mi fisio Carlos pueda estar bastante bien. Poco más. El resultado mucho mejor de lo esperado. No es nuestro resultado, no es lo que tocaba ahora, pero ha venido así y también, honestamente, llevo todo el fin de semana rodando solo y tocaba hacer algo diferente.

-¿Buscaba a Rins o a Mir?

-Sí, especialmente a Mir, porque es el campeón, está pilotando bien y, aunque el resultado no salga, está pilotando bien y lo he buscado. Evidentemente, necesitaba ayuda pues llevo nueve meses sin ir en moto y lo he buscado y luego ya con Rins ha sido diferente, porque lo he dejado ir un poquito más y ahí he hecho una vuelta para buscar el límite, pero sin exagerar mucho.

-¿El brazo le genera alguna duda para la carrera? ¿Se ve capaz de aguantar?

-No lo sé, no sé si podré aguantar, creo que son 25 vueltas la carrera y no lo sé. Creo que sí, pero lo máximo que he dado han sido seis vueltas consecutivas y es cierto que si se agarrota el antebrazo o me pasa esa sensación que tengo en el codo… Espero no tener que parar en boxes, pero estamos de rehabilitación y cuando eso pasa a veces pasan cosas imprevistas. Intentaremos salir con calma y no darlo todo al principio para poder acabar la carrera.

-¿Ha podido hablar con el doctor Antuña?

-Sí, hable ayer tanto con el doctor Antuña como con Ignacio Roger de Oña, es el pacto que tenemos y hoy les volveré a llamar. Comentamos cómo me encuentro. Sí que ayer ellos dos y mi fisioterapeuta Carlos decían que me levantaría peor, como también mañana, con menos energía, pero todos los dolores que tengo, las molestias en el codo y en el antebrazo son de tanto tiempo sin montar. En el gimnasio puedes trabajar pero la fuerza que haces con los dedos en una frenada, en una aceleración con el antebrazo, los flexores del codo y todo eso son músculos que en una MotoGP se trabajan mucho más y el brazo se tiene que ir adaptando.

-¿Están contentos lo médicos?

-Sí, contentos están, aunque me han dicho si hace falta y si es necesario que vaya tan rápido.  (Sonrisas). Les he dicho que las cosas están saliendo bien, pero ellos tampoco conocen mucho este mundo y lo importante y lo que priorizan es si hay molestias en la zona de la fractura, si encuentro el brazo estable y me encuentro muy bien. Eso es lo que principalmente les preocupa; todo el resto, las molestias musculares y esto son molestias lógicas de una recuperación.

-¿En nueve meses habría imaginado un regreso así?

-No. No lo habría pensado para nada, cuando me he visto sexto a dos décimas de la pole es algo que no es mi posición. Está saliendo, pero no lo entiendo, no lo entiendo. No lo sé y tampoco siento que esté pilotando bien y rodando bien. Voy muy rígido todavía encima de la moto, pero el equipo me está ayudando mucho y hemos empezado ya hoy a adaptar la moto a mi estilo de pilotaje más que a lo que tenían de base en Honda. Eso me ha ayudado a dar ese paso en la Q1 y la Q2.

-¿Es consciente de que Joan está mosqueado por su actitud?

-Bueno, en ningún momento he ralentizado la marcha más de lo normal, creo que la vuelta más lenta que he hecho en la primera vuelta de la Q1 no sé si han sido dos o tres segundos más lento de un tiempo normal y al final me he buscado la vida. Es lo que me tocaba. No es que se deba hacer o dé rabia al piloto al que se lo haces, pero a mí me lo han hecho muchas veces cuando estaba en forma y ahora lo necesito. He hecho todo el fin de semana solo, tirando solo y en la Q1 necesitaba saber exactamente dónde estaba perdiendo y seguir otra moto y ahí he elegido al campeón del mundo, al que está pilotando mejor de esa Q1. Podía haber elegido a mi hermano, que se hubiese callado, pero he elegido al mejor. He salido de boxes, nos hemos encontrado y lo he hecho. Luego, en la Q2, ha pasado algo similar con Rins pero tampoco lo he seguido tan de cerca ya que no he visto que me fuese mucho o muy, muy bien. He hecho un 39.4, bueno, es motociclismo y te tienes que buscar la vida cuando vuelves de una lesión de nueve meses y estás en pista pues intentas aprender de todos los rincones.

-¿Piensa que podrá hacer la carrera completa o cree que puede tener que parar antes de tiempo?

-Lógicamente no estoy convencido al ciento por ciento de que pueda acabar la carrera, no lo sé, no sabría qué responder. Salgo a carrera y confío en que sí pueda acabarla y hacer las 25 vueltas, pero ¿en qué ritmo? Cuanto más ritmo, más fuerza tienes que hacer y ésta será la incógnita. Por eso mañana hemos planificado un warm up a muy pocas vueltas, simplemente para probar la moto. Es cierto que para salir preparados a la carrera tienes que hacer un buen warm up, pero no es mi objetivo, sino hacer uno corto, probar la moto y luego en carrera pues ya me espabilaré para coger el ritmo, entender las primeras vueltas y poco a poco ver cómo me voy encontrando. Existe la mínima posibilidad, es poca, pero existe la posibilidad de que me tenga que parar en boxes y, si es así, lo haré, no cambia mucho pues creo que en las posiciones que acabaré no cambia mucho tener cinco puntos más o menos.

Fuente: AS.